Header Ads

El ex tornero de Iansa en Linares que se reinventó para emprender

Nadie quedó indiferente en Linares cuando la noticia del cierre de la planta Iansa se hizo patente dejando a centenares de familias sin una fuente laborar estable obligándolos a reinventarse y buscan nuevos ingresos, en una ciudad que es reconocida por los altos índices de cesantía.


La situación obligó a las autoridades a buscar diferentes alternativas para ir en ayuda de los afectados y fue así como un grupo de ellos ingresó al programa “Emprende Ex Trabajadores Planta Iansa Linares “ del Servicio de Cooperación Técnica Sercotec que complementó los recursos económicos para apoyar nuevos emprendimientos, con asesorías en materias administrativas, legal y de elaboración de planes de negocios entre otras áreas que llevó adelante el CDN.


Lejos de quedarse pensando que hacer y esperando un salvavidas que cayera del cielo, Pedro González Lara; quien trabajó por 32 años como tornero de la planta Iansa decidió tomar la oferta de capacitarse y probar suerte con un emprendimiento que le permitiera seguir cumpliendo esta labor pero ahora de forma independiente y ofrecer un servicio de calidad a los clientes.


Aquí resultó clave el acompañamiento llevado adelante por el Centro de Desarrollo de Negocios, que recibió la tarea del Ministerio de Economía de capacitar a cerca de medio centenar de ex trabajadores Iansa donde estaba Pedro.   


Consultado sobre el apoyo recibido por el Centro, comenta que “acudieron a nuestro servicio un equipo especial de profesionales para llevar adelante nuestros emprendimientos y también ofrecer diferentes cursos para ir capacitándome en materia como administración de empresa, aspectos jurídicos, emprendimientos, nuevos negocios lo que ya ha traído algunos beneficios”.
Instalado en la esquina de Yumbel Y Mario Dueñas, un punto estratégico de Linares; Rectifrenos ofrece repuestos y accesorios para vehículos, rectificado de tambores de freno, discos de freno y rectificación de disco de embrague, a lo que suma el plus que es el trabajo general en torno.
Acompañado por su hijo Fabián, quien no le pierde pisada, confiesa que le ha costado un poco despegar, “vamos bien, ha sido lento pero la verdad es que vamos en ascenso y la gente ya empieza reconocernos y nos busca por nuestra calidad en el servicio que ofrecemos”.


El objetivo final es “proyectarme en el tiempo con este negocio y ofrecer nuestros servicios al transporte escolar, pasando por la locomoción colectiva ya sea mayor o menor en la rectificación de frenos y creemos que lo vamos a lograr”.


Por estos días, están enfocados fuertemente en una campaña de difusión, a través de radio y redes sociales y poco a poco comienzan a ver los frutos.
“Tengo máquinas nuevas y eso ya es un plus que pocos pueden ofrecer en Linares, por lo que aseguramos responsabilidad, un buen resultado, seguridad y un servicio de alta calidad a nuestros clientes”; dice mientras revisa algunos pedidos que llegan a través del correo electrónico.


“La experiencia que adquirí en Iansa ahora la estoy colocando al servicio de nuestros clientes y estoy cierto que van a saber reconocer el trabajo y compromiso que tengo con cada cliente que me visita y confía un trabajo”.


La salida de Iansa fue complicada. “Muchos sentimientos encontrados y mirar todo el camino recorrido no fue fácil: Sacudirse de eso y seguir adelante no es algo que se logre de un día para otro; más aún cuando uno llegó a querer a la empresa como su propia familia; pero aquí estamos y colocando todo nuestro potencial para seguir adelante”.


Las aspiraciones no son menores si se piensa que ya planea comprar una máquina que le permita fabricar engranajes con lo que asegura complementará aún más el servicio que ofrece actualmente.


“La idea es que la gente que llega acá con algún problema, se vaya con la solución y no tenga más inconvenientes”. Eso nos permitirá posesionarnos aún más y asegurar una clientela satisfecha que se convierta en nuestro mejor aliado para potenciales nuevos clientes.


“La gente compra los rodamientos y nosotros los instalamos, entonces el cliente se despreocupa de la parte montaje, porque acá mismo tenemos prensa hidráulica. Todos sabemos que los rodamientos no hay que golpearlos, hay que hacer un trabajo cuidadoso, por lo general  a veces la gente es poco cuidadosa y eso afecta las pieza. Esta función hay que hacerla con cuidado y eso también es parte de nuestro compromiso con el cliente; entregarles un buen servicio y que se vayan conformes.
La idea es poder ampliar el local en la media que nos vaya bien y ser reconocidos como un emprendimiento serio y responsable para nuestros clientes.


Los Centros de Negocios:


El Centro de Desarrollo de Negocios es un lugar donde las pequeñas empresas y emprendedores/as, reciben asesoría técnica, individual y sin costo para el cliente, a través de mentores expertos, para fortalecer sus capacidades y desarrollar su actividad empresarial.
El Centro les acompaña sostenidamente en el tiempo para asegurar efectivos resultados en sus negocios.
Este apoyo incluye asesoría técnica individual de alto valor; capacitación general y especializada; acceso a servicios financieros; investigación aplicada de negocio y mercado, así como vinculación y articulación con el ecosistema productivo local.

En particular, destacan entre sus servicios la orientación y diagnóstico del emprendedor/a o empresario/a; apoyo en la elaboración del plan de trabajo; acompañamiento para la implementación del plan y detección de oportunidades de financiamiento, apertura de mercados y nuevos productos o servicios.



Con la tecnología de Blogger.