Header Ads

Desarrollan biomaterial que sustituye el plástico con materias primas forestales y hongos

Hypha es una empresa biotecnológica que comienza dedicándose a la reproducción de distintos tipos de hongos silvestres encontrados en la precordillera del Maule para, a partir de estos y junto con materias primas forestales, crear biomateriales. Uno de ellos es “Mycotec”, innovación que espera sustituir el plumavit. 
La innovación originada en Talca, es liderada por la ingeniera agrónoma Catalina Mazo, quien junto a su equipo, es apoyada por la Fundación para la Innovación Agraria (FIA) del Ministerio de Agricultura, la Corporación de Fomento de la Producción (Corfo) y la Fundación Innova. 
Según cuenta Catalina, el nacimiento de Hypha surge como una búsqueda de soluciones sustentables al problema ambiental que provocan los envases de un solo uso. “Los más utilizados son los de plástico por ser versátiles, de bajos costos y porque no existen alternativas sustentables que compitan con sus cualidades”, dice. 
 ¿Cómo se logra el biomaterial?
A diferencia del plástico, que se fabrica, Mycotec se cultiva. ¿Cómo? A través de hongos descomponedores de madera que se encuentran de forma silvestre en troncos en descomposición. Al aislarlos en el laboratorio, se puede luego inocular en un sustrato específico, para que finalmente crezca adoptando la forma del molde en el que se encuentra contenido. 
“Los hongos se comportan como un aglomerante natural al colonizar y alimentarse de aserrín, cáscaras de nueces, maravilla u otros sustratos”, dice Catalina, quien agrega que en una segunda etapa, bajo condiciones de humedad y temperatura controladas a nivel de laboratorio y producción, se obtiene el biomaterial. Una alternativa ecológica a materiales como el plumavit.
Economía Circular 
Para FIA, Hypha cumple con la misión que la institución se ha propuesto para 2020: contribuir a la solución eficiente de desafíos estratégicos del sector silvoagropecuario nacional y/o la cadena de valor asociada, por medio del fomento de tecnología en procesos de innovación, orientados al desarrollo sustentable.  
Así lo ejemplifica Catalina Mazo: “Mycotec se produce de manera estricta bajo los principios de la economía circular; las materias primas que utilizamos y los procesos son de bajo impacto ambiental, ya que se aprovechan descartes de otras industrias y no se generan desechos contaminantes ni perpetuos al final de su vida útil. Es compostable una vez finalizada su vida útil y, finalmente, es un producto asociado directamente al territorio, ya que utilizamos hongos silvestres de la precordillera, materia prima e insumos de la industria local y cadena productiva nacional”, señala. 
En tanto, sobre el proceso de innovación, la joven dice que gracias a la constante I+D+i, se sustenta la hipótesis de desarrollar una novedosa alternativa al plástico, con altas prestaciones, costos competitivos y un potente valor diferenciador acorde a la tendencia mundial de consumo responsable. 
Proyección 
De la mano con los lineamientos que busca impulsar FIA a través de los proyectos de jóvenes, Catalina Mazo, adelanta que Hypha apunta a generar soluciones para empresas con alta responsabilidad ambiental, que busquen acceder a certificaciones medioambientales y tengan interés en disminuir su huella de carbono. 
“Está pensado en usuarios que buscan una alternativa de packaging ecológico (biodegradable y compostable), ofreciendo diversas propiedades entre las que destacan ligereza, amortiguación de impactos, aislamiento térmico y acústico, resistencia a la humedad, al envejecimiento y una gran versatilidad”, puntualiza Catalina. 
El representante de FIA en la región del Maule, Robert Giovanetti, señala que para la Fundación, “la innovación en los procesos, como es el caso de Hypha, es uno de los desafíos estratégicos que se buscan potenciar en cada uno de los territorios nacionales, más aún cuando su compromiso con el medioambiente es parte de las líneas de impacto”.

Sumar más jóvenes innovadores
El directivo hace un llamado a los emprendedores a buscar orientación y apoyo en la Fundación para desarrollar sus ideas innovadores. “Aprovecho también, de incentivar a todos quienes se encuentran desarrollando proyectos FIA, ya que si bien existe una situación social compleja, estamos dispuestos a guiar y responder todas las dudas que sean necesarias para que la innovación no se detenga”. 
En ese mismo sentido, la Seremi de Agricultura del Maule, Carolina Torres, recuerda que se encuentra abierta la postulación a la convocatoria nacional 2020 de proyectos de emprendimiento innovador para jóvenes innovadores. “Esta convocatoria permite a los jóvenes conseguir una orientación y un apoyo para desarrollar sus ideas innovadoras. La convocatoria está abierta hasta el 7 de mayo y pueden hacer todas sus consultas a través del sitio web de FIA, sin salir de casa y enfocando sus inquietudes en lograr plasmar una buena idea para ayudar al sector agrario”, dice la Seremi. Las bases pueden consultarse en www.fia.cl y las consultas dirigirlas a joevenesinnovadores@fia.cl.

Con la tecnología de Blogger.