Header Ads

Llaman a dar solución por malos olores en planta de tratamiento de San Clemente

Senadora Rincón y el candidato a alcalde de la comuna, Pablo Hernández, dijeron que problema afecta a más de mil familias desde hace cuatro años. “Oficiaremos a la Superintendencia de Servicios Sanitarios para que dé respuesta, pero también llamamos a Nuevo Sur a revisar exhaustivamente la planta, que según los vecinos es la causa de los hedores”, aseguraron
La necesidad de que la Superintendencia de Servicios Sanitarios actúe a la brevedad para determinar, primero, que los malos olores que afectan a la población Chile Nuevo del sector Ramadillas en San Clemente, son provocados por la planta de tratamiento de aguas servidas que Nuevo Sur tiene en la zona y, segundo, que ordene la inmediata solución al problema, plantearon la Senadora por el Maule, Ximena Rincón, y el candidato a alcalde de la comuna, Pablo Hernández. “Tomamos conocimiento de este problema, que es especialmente molesto en los meses de verano y creemos que ningún chileno merece vivirlo. Son cuatro años de malos olores insoportables, cuatro años en que salvo por el municipio no han sido escuchados y llegó la hora de las respuestas. Oficiaremos a la Superintendencia de Servicios Sanitarios para que explique cuáles son las soluciones, pero también llamamos a que Nuevo Sur revise su planta, que según los vecinos es la causa del problema”, dijo la parlamentaria. Para el concejal y candidato a alcalde, la planta de tratamiento significó un avance en la comuna, pero no puede transformarse en un problema recurrente y que afecta de manera grave de los vecinos de Chile Nuevo y de otras siete villas que hay en el sector de Ramadillas, donde viven al menos unas mil familias. “Pedimos que se pongan una mano en el corazón y nos digan si estarían dispuestos a vivir con olores que provocan nauseas, dolores de cabeza y diversos malestares. Nadie quiere esto ¿cierto? Entonces los involucrados deben responder y solucionar”, sostuvo Hernández. Finalmente, Ximena Rincón sostuvo que debe fortalecerse la labor de los servicios fiscalizadores, de manera de evitar que vecinos y vecinas queden en la indefensión. “Debemos articular un trabajo conjunto, que ayude a que entidades como la Superintendencia de Servicios Sanitarios pueda cumplir un rol fiscalizador preventivo, que evite que ocurran situaciones como la de Chile Nuevo y que, si ocurren, tengan respuesta rápida y efectiva”, concluyó.
Con la tecnología de Blogger.