Header Ads

Chilenos hablamos menos inglés que argentinos, bolivianos y paraguayos

De un universo de 1.500 millones de hablantes de inglés en el mundo, las cifras indican que Chile ocupa el lugar número 45 al evaluar el nivel de inglés de sus habitantes, según señala la última edición del EF English Proficiency Index (EPI) que midió el dominio de este idioma entre las poblaciones de 111 países. ¿Y cómo le fue a nuestro país en este reputado test mundial?
Al parecer aquí todavía es un reto aprender inglés: Chile quedó por debajo de Argentina que se posiciona en el puesto número 30, Paraguay en el 43 y Bolivia en el 44. Mientras que en los cinco primeros lugares se encuentran Países Bajos, Austria, Noruega, Dinamarca y Bélgica, respectivamente, según el índice elaborado por EF Education First. La tendencia mundial indica que hablar un segundo idioma es imprescindible para el desarrollo personal y para ampliar las oportunidades laborales. Incluso, durante el confinamiento, las clases de inglés registraron una explosiva demanda. “Hemos visto como el interés por aprender el idioma ha ido en aumento, y también apreciamos el incremento de la búsqueda de carreras en modo online. Esas fueron las tendencias que nos impulsaron a sumar a nuestra oferta académica nuevas carreras técnicas y profesionales con el plus del inglés, como las de Técnico en administración bilingüe y Contador auditor bilingüe que otorgan un importante factor diferenciador a la hora de buscar empleo”, comentó el ­­­Rector del Instituto Profesional Chileno Británico de Cultura, Jorge Mesías. En un ejercicio simple, al mirar sitios de búsqueda de empleo fácilmente se pueden encontrar más de 600 alternativas de puestos laborales que piden como requisito nivel de inglés intermedio y avanzado hablado y escrito. Gabriela González, estudiante de la carrera contador auditor bilingüe del IP Británico, cuenta que con esta especialización busca potenciar su profesión de técnico en contabilidad. “Después de terminar la carrera me gustaría trabajar en una empresa multinacional, ya que sumar un idioma abre muchas más puertas. Es un plus incluso para conseguir un puesto de trabajo en el extranjero. Además, así aseguro que me paguen lo que vale mi trabajo” confirma la estudiante. Una profesional, ya en funciones en una multinacional, cuenta que su dominio de un nivel avanzado de inglés ha sido toda una oportunidad para sobresalir en su empresa. “La compañía donde trabajo se fusionó con una empresa internacional y preguntaron quién del equipo hablaba inglés para ser interlocutor con los nuevos directivos, y dije yo. Desde entonces me convertí en la voz oficial de la empresa en charlas, y reuniones virtuales conectadas con el extranjero, sin duda saber inglés es un plus” confirma.
Con la tecnología de Blogger.